05 noviembre, 2014

En clave de historia: Un atisbo

Neil siente cómo una decisión tomada despega hacia su objetivo como un cohete que vence la fuerza de la gravedad pero los sentimientos van con él en el coche sujetos por el cinturón de las emociones. Y la conducción tiene sus peajes, sobre todo de noche, cuando las luces de los coches que vienen en dirección contraria alumbran con su fugaz destello el habitáculo desvelando el asiento ahora vacío del acompañante. El viaje prosigue hacia su nuevo destino: un nuevo amor te lo devuelve todo y te colma el corazón de sentimientos renovados pero al igual que la luz que se filtra por la rendija de la puerta que has cerrado se percibe un atisbo de todo lo bueno que una vez pasó.


 
 
 
 
 
 
 

(Ver el vídeo en ventana completa)

 
 
 
 
 
 
 

Glimmer


When I'm riding down the road in my car
Travelling without you
I can still see you sitting there
Right by my side
With the headlights of the oncoming cars
Flashing in the windshield
There's a glimmer of everything that I once
Saw in you
 
Tough love
can leave you almost alone
But new love
Brings back everything to you
All the feelings in your heart
Come re-awakened
 
Like a forest without leaves on its trees
Standing in the desert
Like the light that still leaks through
When you close the door
Like the changes
in our life that hit so hard
That day I couldn't find you
There's a glimmer of everything good
That once came before
 
Tough love
can leave you almost alone
But new love
Brings back everything to you
All the feelings in your heart
Come re-awakened
 
There's a glimmer of everything good
That once came before
There's still a glimmer of everything that I
First saw in you
 

Un atisbo


Cuando voy en el coche por la carretera,
viajando sin ti,
aún puedo verte en el asiento,
a mi lado
con los faros de los coches que vienen
destellando en el parabrisas:
un atisbo de todo lo que una vez
vi en ti.
 
El amor exigente
puede llegar a extenuarte
pero un nuevo amor
te lo devuelve todo,
te colma el corazón de sentimientos
renovados.
 
Al igual que un bosque de árboles sin hojas,
como estar de pie en pleno desierto,
al igual que la luz que se filtra por la rendija
cuando has cerrado la puerta,
al igual que los cambios
en nuestra vida que nos golpean,
como el día que no pude encontrarte:
un atisbo de todo lo bueno
que una vez pasó.
 
El amor exigente
puede llegar a extenuarte
pero un nuevo amor
te lo devuelve todo,
te colma el corazón de sentimientos
renovados.
 
Un atisbo de todo lo bueno
que una vez pasó.
Un atisbo de todo lo que una vez
vi en ti.